martes, agosto 4, 2020
Home > DESARROLLO HUMANO > ¿Por qué me tiene que importar el endomarketing?

¿Por qué me tiene que importar el endomarketing?

En épocas difíciles, como la que estamos atravesando, es común escuchar el lema: Los tiempos de crisis son tiempos de oportunidades. Y es precisamente en estos momentos en que la necesidad hace evolucionar a las empresas adaptándose a su nueva realidad. Y en México para seguir adelante con nuestras labores nos enfrentamos con diversas áreas de oportunidad.

Una de ellas es el trabajo en forma remota, donde la cuestión ya no es si lo harás, sino cuándo y cómo lo implementarás. Y es aquí donde el endomarketing cobra gran relevancia en las empresas. Recordemos que los trabajadores son los mejores embajadores de marca que tiene una empresa, por este motivo, la generación de un buen clima laboral es imprescindible para garantizar el éxito de una compañía y retener el talento.

El endomarketing trata al empleado como a un cliente, o incluso mejor, ya que su valoración influye directamente en el negocio y por tanto, en el público. En este sentido, podemos decir que la herramienta principal del endomarketing es la congruencia del mensaje que la empresa comunica al exterior con lo que practica en su interior. Los principales beneficios de implementar una estrategia de endomarketing en tu empresa son:

•Disminución de la rotación de personal y la fuga de talento.

•Mejora el clima laboral entre la empresa y los trabajadores.

•Ambiente de trabajo más organizado y más colaborativo entre diferentes departamentos.

•Fideliza a los colaboradores convirtiéndolos en verdaderos embajadores de marca.

•Aumenta la motivación y el compromiso del personal. •Mejores resultados en la resolución de problemas.

•Se reduce el absentismo laboral.

Un cliente satisfecho es la meta a lograr por parte de las empresas, pero los primeros clientes que se tienen que fidelizar son los propios empleados, pues ellos han de ser los primeros en conocer, creer y por lo tanto transmitir, los beneficios y bondades de los productos y servicios que ofrece tu negocio.

Como conclusión podemos señalar que una cosa es trabajar para una empresa y otra, muy distinta, es sentirse parte de una familia. Cuando las entidades entienden esa diferencia, la productividad de los empleados mejora exponencialmente y su compromiso estará en las buenas y en las malas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *